Azturismo
Destacada Sabores

¡#SabíasQué en México hay vino naranja, natural, orgánico y biodinámico!

Por Staff Azturismo

Con el objetivo de educar, promover y fortalecer la cultura vitivinícola, Ariel Morales, Sommelier y fundador de Soy Vino Mexicano, proyecto que reúne a toda la cadena productiva de vinos mexicanos destaca datos importantes que todo aficionado a esta bebida debe conocer.

En México se producen alrededor de 30 millones de botellas de 750 ml de distintas uvas, que representa el 30 por ciento del consumo total de vino en el país.

14 estados son los que producen vino: Baja California, Querétaro, San Luis Potosí, Jalisco, Sonora, Guanajuato, Zacatecas, Puebla, Chihuahua, Coahuila, Aguascalientes, Hidalgo, Michoacán y Nuevo León.

Hay 10 variedades de uvas que representan el 70% de la producción total en nuestra nación.

Existen viñedos a nivel del mar, como en Baja California, y otros a 2,700 metros sobre el nivel del mar, como en Coahuila, que cuenta con los viñedos más altos de México.

Hay más de 200 bodegas vinícolas.

El vino naranja es producido por bodegas como Dos Buhos y Cava Garambullo (Guanajuato), Casa Madero (Coahuila), Henry Lourton y Vena Cava (Baja California).

Se produce vino natural en las bodegas Dos Buhos y Cava Garambullo (Guanajuato), Vena Cava, La Carrodilla y Bruma (Baja California) y Tierra de Peña (Querétaro).

Las bodegas productoras de vino orgánico mexicano son Dos Buhos, Vinos Pijoan y Cava Garambullo (Guanajuato), Casa Madero (Coahuila), Vena Cava (Baja California) y Bodegas de la Parra (Aguascalientes).

Sólo la bodega Santos Brujos (Baja California) está certificada para producir vino biodinámico.

La producción de vid para vinos y uvas de mesa es la segunda actividad que ofrece más empleos en el sector hortofrutícola de México, pues emplea a más de 500 mil trabajadores.

Publicaciones Relacionadas

Se suma el Senado a las iniciativas para conservar la ruta de la Mariposa Monarca

Azturismo

Anuncian Noche de Promesas 9 de box en la CDMX

Azturismo

“Susano verano” llega a los museos regionales del INAH

Azturismo